jump to navigation

Credibilidad. Praxis y opuslibros julio 12, 2010

Posted by anibal123 in Sin categoría.
Tags: , , , , , ,
trackback

No existe ninguna otra Web en la que se pueda tratar sobre algo que ha sido y de algún modo sigue siendo muy importante para mí: el Opus Dei; ni tampoco me siento llamado a escribir lo feliz que he sido, etc. Escribir en ella me permite salir de mí mismo y dar un cauce a mi espíritu polémico. Ordinariamente me siento orgulloso de lo que escribo y creo que hago un bien con ello. Posiblemente resulta molesto e incluso injusto que, aprovechándome de que ésta sea una Web en abierto, yo pueda dar opiniones contrarias a las que generalmente se mantienen en ella. Dicho lo anterior yo pregunto: ¿Qué credibilidad puede tener una Web en la que sólo se pueden dar opiniones en un sentido y no en el contrario?

Yo la he dejado – el Opus – hace veintisiete. Es bastante tiempo para pensar. Hasta en un momento los Directores se ilusionaron con la idea de que podía pedir la admisión como supernumerario, aunque enseguida se dieron cuenta de que era trabajo perdido. (De: Veo al Opus Dei como una parte de la Iglesia.

Sí me parece apreciar un detalle que yo he sufrido mucho: Darle constantemente vueltas a la cabeza preguntándome ¿en qué fallo? ¿en qué estoy fallando? Eso no lleva más que a un desgaste intelectual terrible. Lo pasas mal haciendo el examen, lo pasas mal en el curso de retiro, lo pasas mal en todas partes. Dicen, que la vida interior debe servir para hacernos cada vez más sencillos. San Josemaría habla en la Introducción a Camino de “un plano inclinado”. Pero la realidad es que la superabundancia de formación, información y exigencia nos rebasa y al final no hacemos nada más que sentirnos mal. Hay una frase en el Catecismo -yo lo he visto en OpusLibros- que dice que a la charla no se va a aprender sino a mejorar. En ocasiones, mucho después de dejar la Obra, cuando me he confesado con un sacerdote agregado y me explicaba alguna cosa, no recuerdo cual, yo le decía: “Sí, ya, ya lo sé”. Él riéndose me contestaba: “No, si tu sabes muchas cosas, la cuestión es hacerlas”. Me considero soy valiente metiéndome a dar consejos que nadie me pide.

Yo recuerdo, durante mi estancia en el Opus Dei, dos pasos dados en contra de mi voluntad, uno realizado por pura confusión interior y varios en los que no sabía cómo iba a terminar aquello. Entre los primeros citaría la fidelidad. Yo sabía -y lo dije- que no tenía sentido hacer algo que habría que deshacer muy pronto, como así fue. También me pongo en la piel de la gente que tenía delante y reconozco que no les era fácil. Por definición no pueden decirte “si no estás a gusto vete” y tampoco saben cómo ayudarte. Por cierto no sé de dónde ha salido ese rollo de que después de dejar el Opus Dei no se puede ser feliz. Eso será en algunos casos, pero al que hace lo que puede Dios no le exige más.

Yo observo que en el Opus Dei los principios y enseñanzas del fundador están clarísimos, pero que en la práctica no siempre se siguen.

¿Qué tiene defectos el Opus Dei? Naturalmente, y estructuras de pecado y fanatismos; pero al igual que don Antonio Ruiz-Retegui me niego a incluir en los mismos las enseñanzas y la doctrina de San Josemaría. La praxis es otra cosa: hoy acierto, mañana me equivoco y así es la vida. (De: Por qué lo teologal y los institucional…
___________________________________________

Te recominedo que leas éste post de un blog hablando de D. Antonio Ruiz-Retegui:
http://opus-dei.blogspot.com/2004/08/sobre-ruiz-retegui-son-recomendables.html
Con esto queda claro que hablamos de lo mismo. O al menos eso creo. Y que no estás manipulando sus escritos. O sacándolos de contexto.

Con lo siguiente te aclaro: Las enseñanzas de S. Josemaría son las enseñanzas de la Iglesia. “en la práctica” todos intentamos ponerlas por obra, pero los hombres tenemos “el fomes pecati”de nuestros primeros padres: Jesucristo también lo sabía: no somos impecables, cometemos errores como todo el mundo.
Yo al menos necesito confesarme al menos una vez en la semana- no está puesta ésta Norma en el plan de vida de un miembro del Opus Dei, para adorno, si no para ayudarnos en la Santidad.
Lo de “estructuras de pecado y fanatismo” está un tanto descolocado del tema. Que podamos equivocarnos, que eso se da por supuesto, no equivale a que seamos unos malvados maquiavélicos personajes, eso está bien para la película en la realidad, con las personas con las que convivo tienen defectos como todos, por los que luchan por desarraigar.

De lo que ha podido ser tu vida en el Opus Dei, con luces y con sombras, no me da la vida para comentar.
Me alegra que fuera seas feliz: le doy gracias a Dios por que sea así.

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: